ACNUR Chile, el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados encargado de proteger a los refugiados y desplazados por persecuciones o conflictos, y promover soluciones duraderas a su situación, mediante el reasentamiento voluntario en su país de origen o en el de acogida, pretenden realizar trabajo conjunto con el  municipio de Alto Hospicio a través de la Oficina de Asuntos Indígenas y Pueblos Inmigrantes.

Así lo hizo saber Alejandra Faivovich, Asistente de Reasentamiento Senior en el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, ACNUR,  durante la visita a la comuna donde se entrevistó con Alex Mendoza, encargado de la Oficina de Asuntos Indígenas y Pueblos Inmigrantes.

En la oportunidad, la funcionaria de ACNUR, destacó el aporte de la Municipalidad que encabeza el alcalde Patricio Ferreira, mediante la unidad técnica que lidera Alex Mendoza, la cual ha implementado acciones y programas en beneficio y la inclusión de las poblaciones inmigrantes que han llegado y siguen llegando a la comuna.

«Creemos que Alto Hospicio es un territorio de gran interés para ACNUR, ya que en el lugar reside una significativa población sujeta a protección internacional, las cuales se han visto forzadas a salir de su país de origen en busca de mejores condiciones de vida, sea por problemas de violencia, persecución y amenazas. Vemos con mucha posibilidad realizar un trabajo conjunto el próximo año y también la concretización del tema del trabajo conjunto de ciudades solidarias», aseveró. El programa de ciudades solidarias contempla determinados mecanismos para ofrecer asilo y una completa integración local a quienes huyen de la persecución.

Asimismo, reiteró que le gustaría saber mucho más de la situación en que se encuentran los inmigrantes, que cada día aumentan más en esta zona del país,  para así poder levantar necesidades y posibles líneas de trabajo conjunto. «Como mandato el ACNUR nos indica básicamente ayudar y  apoyar a las instituciones de gobierno y a los gobiernos locales que ya están generando capacidades de respuestas a las necesidades de las personas inmigrantes. La coordinación de manera conjunta con la Oficina municipal de Inmigración, que conoce la realidad, se hará con la experiencia técnica nuestra y con la posibilidad también de apoyo financiero para mejorar la calidad de vida de las personas», enfatizó.

Por su parte, Mendoza, se mostró esperanzado que las reuniones sostenidas con la autoridad de ACNUR, lleguen a un buen puerto y se logren materializar relaciones y agendas de trabajo en beneficio de la población inmigrante que se está asentando en la comuna. De concretarse los contactos previstos para el 2020, este segmento de la sociedad mancomunadamente podrá ser atendido de manera más eficiente, la cual ha sido también una preocupación permanente del jefe comunal para que se integren a la comuna que han elegido como suya y a la vez contribuyan a su desarrollo de comunidad multicultural.

Entre las actividades que realizó la Asesora del Alto Comisionado, en la comuna, el encargado de la Oficina Municipal, resaltó el encuentro que sostuvo con los vecinos de la toma «Gireth» de El Boro donde conoció de la situación precaria en que viven los pobladores, los cuales no cuentan con ningún beneficio, como los que están viviendo en terreno fiscal o municipal donde llegan todos los servicios. Además que por estar en terrenos privados pueden ser desalojados en cualquier momento.

Por último, destacó la reunión de ACNUR Chile con los profesionales de la salud primaria municipal, Romina Saavedra, con quien abordó el tema de los convenios de salud que contemplan a la población inmigrante. También con la representante de la Asociación de Migrantes Residentes en Alto Hospicio, AMRAH, Tanya Precilla; la dirigente de la Colectividad de Bolivianos Residentes, Lilibeth Choque y la encargada de Fomento Productivo del municipio, Gisel Pizarro que dio a conocer las demandas que tiene como oficina en materia de Fomento Productivo y desarrollo autosustentable de los inmigrantes y refugiados.