En protesta por proceso Consulta Indígena y TPP-11

Frente a la implementación de políticas del Estado contrarias al desarrollo de los pueblos originarios, como la llamada «consulta Indígena» y la aprobación del “Tratado Integral y Progresivo de Asociación Transpacífico,( TPP-11), ha provocado que las instituciones y comunidades indígenas de las regiones norte del país alcen la voz y repudien enérgicamente  su aplicación, aseveró el concejal del municipio de Alto Hospicio, Antonio Mamani.

Dijo que el gobierno con estas medidas está afectando directamente los intereses y visión de desarrollo de los pueblos originarios. La consulta de la modificación de la Ley Indígena 19.253 fue abiertamente rechazada por las comunidades indígenas del país, sobre todo, por las de la zona norte, en cuanto al tema de la tenencia de la tierra.

Asimismo, reiteró que están preocupados por la aprobación del tratado TPP-11, que tiene que ver con las semillas y todo lo que se vincule con los productos originarios que existen en sus comunidades, ya que afectará el sistema de vida de todos sus habitantes, que basan su alimentación y comercio en frutos milenarios.

Todos estos hechos, que “son un atentado contra nuestra dignidad, nuestros recursos naturales, nuestras tierras y aguas y nuestra cosmovisión”, enfatizó el concejal Mamani, los motivó a juntarse y buscar la unidad de los pueblos originarios a través de un frente común del norte, que han llamado «Movimiento Indígena de la Macro Región Norte».

«Así fue como nos reunimos el pasado 3 de agosto en la comuna de San Pedro de Atacama, Toconao, donde planteamos diferentes puntos de interés en común y acciones a seguir. Al encuentro concurrieron gente de las regiones de Arica, Tarapacá, Antofagasta (Calama), Atacama y alrededores, que coincidieron en coordinar una nueva convocatoria para este fin de semana», afirmó.

También sostuvo que van a elaborar un comunicado y dar una conferencia de prensa en las cuatros regiones participantes para informar a la comunidad y al país sobre las consecuencias que ocasionarán las actuales decisiones políticas que está impulsando el Estado para el sector originario.

Por otra parte, el concejal Mamani, consignó que en la zona hay un estimado en más de 100 mil las personas de origen étnico que pertenecen a los Aymaras, Quechuas, y Atacameños.

El Tratado Integral y Progresivo de Asociación Transpacífico (TPP-11) que ha generado tensión en el país, y en especial en las comunidades originarias, es un acuerdo internacional entre 11 países que constituyen en la actualidad un mercado aproximado de 500 millones de personas. Busca crear una zona de libre comercio en la Cuenca del Pacífico. El pacto en América, uniría a Chile, Perú, México y Canadá; en Asia a Japón, Vietnam, Malasia, Singapur y Brunei; en Oceanía a Australia y Nueva Zelanda.