Propuestas fueron presentadas por el consejero regional Eduardo Mamani.

El pasado 30 de mayo, en sesión plenaria del Consejo Regional de Tarapacá, se aprobaron en forma unánime dos iniciativas que benefician directamente a los vecinos de la de Pica y de Matilla. Se trata de la entrega de uso gratuito de terrenos fiscales para habilitar las nuevas oficinas del Servicio de Registro Civil en Pica y para construir el futuro cementerio municipal en Matilla.

Ambas propuestas fueron presentadas ante el pleno del CORE por el Presidente de la Comisión de Ordenamiento Territorial, Desarrollo y Afianzamiento de la Identidad Rural, Eduardo Mamani, quien señaló que ambas iniciativas, antes de ser aprobadas por el órgano colegiado, fueron consensuadas con la Municipalidad de Pica, con la SEREMI de Bienes Nacionales, con el Servicio de Registro Civil y con la junta de vecinos de Matilla.

En lo que respecta a la entrega del terreno fiscal en Matilla, Eduardo Mamani señaló que se trata de un predio de 5,07 hectáreas otorgado inicialmente por un período de 5 años en forma gratuita, a la Municipalidad de Pica, para que se construya en dicho terreno el nuevo cementerio de la localidad.

Mamani recordó que la aprobación de esta moción se realizó luego de que se constató, vía documentos, que el proyecto no contravenía el plano regulador de Matilla y de que dicha iniciativa era un anhelo real de la junta de vecinos del poblado.

La segunda iniciativa respaldada por el pleno del CORE, según sugerencia de la Comisión que preside el consejero Eduardo Mamani, fue la aprobación de la solicitud que hizo el Servicio de Registro Civil de poder contar con la concesión de un terreno fiscal en la comuna de Pica, para construir las nuevas dependencias de dicho servicio en la comuna.

 Se trata de un predio de 400 metros cuadrados, otorgado en concesión de usos gratuito a 30 años. La obra considera levantar un edificio institucional de 348 metros cuadrados, que es 6 veces más grande que el que ocupa este servicio actualmente en dicha localidad.

El consejero Mamani advirtió que este cambio de oficinas, permitirá al personal del Registro Civil, atender de mejor manera y más cómodamente a los usuarios, contribuyendo además, a mejorar la calidad de vida de los propios trabajadores del servicio.