• La iniciativa es ejecutada entre costureras de Chanavayita, Chanavaya, Caramucho y Cáñamo, las cuatro juntas de vecinos y Collahuasi. Las mujeres fueron capacitadas para fabricar mascarillas, las que una vez confeccionadas son sanitizadas por la compañía y entregadas nuevamente a la comunidad para su distribución.

Gracias a un trabajo colaborativo entre Collahuasi y las juntas de vecinos de Chanavayita, Chanavaya, Caramucho y Cáñamo se puso en marcha un innovador proyecto: la Red de Costureras del Borde Costero. La iniciativa cuenta con la participación de 13 vecinas de las cuatro caletas, quienes tienen la meta de elaborar 6 mil mascarillas reutilizables para distribuir entre los vecinos del sector, contribuyendo así a que la comunidad esté mejor preparada para enfrentar la pandemia.

Las mascarillas se han convertido en un insumo crítico a la hora de prevenir los contagios y Compañía Minera Doña Inés de Collahuasi se propuso aumentar su disponibilidad a través de un proyecto conjunto que permitiera a los vecinos participar de manera activa.

“Éste es un proyecto muy importante para nosotros porque nos permite vincularnos con los vecinos, en materia de prevención y autocuidado, pero también en la generación de empleo y nuevas capacidades entre las mujeres de las caletas,  quienes podrán utilizar estas habilidades, incluso, con posterioridad a la pandemia”, explicó el Gerente de Relacionamiento del Entorno de Collahuasi, Gaetano Manniello.

Julia Tapia

Las costureras participaron en capacitaciones y recibieron – de parte de Collahuasi- los insumos necesarios para fabricar desde sus hogares las mascarillas reutilizables. Una vez finalizada su confección, la compañía somete las mascarillas a un estricto proceso de sanitización y empaquetado, para luego ser enviadas a las organizaciones sociales, las cuales se encargan de distribuirlas entre sus vecinos. Cada paquete contiene, además, un instructivo de uso y lavado.

Yanka Pierola

“Diariamente, hacemos entre 45 y 50 mascarillas cada costurera y creo que esta propuesta es una buena noticia, porque no sólo estamos fabricando las mascarillas, sino que aprendimos a hacerlas y eso nos permite ayudar a quienes nos necesitan”, señaló Yanka Pierola, vecina de Caramucho. Julia Tapia, presidenta de la Junta de Vecinos de Caleta Chanavaya, agregó que “me gusta esta iniciativa, ya que a veces en las caletas sólo hay trabajo para los hombres y nosotras como mujeres, que sabemos hacer costuras, también podemos aportar”.

Macarena Cuevas, supervisora de la Gerencia de Relacionamiento con el Entorno de Collahuasi  y quien lidera el proyecto en terreno, sostuvo que “éste ha sido un proceso muy enriquecedor, porque hemos trabajado estrechamente con las costureras desde el inicio, detectando sus necesidades y apoyándolas con inducciones, y entrega de insumos para la confección de las mascarillas. Vemos que las vecinas están muy entusiasmadas por aprender y aportar a la comunidad y eso es una gran satisfacción para nosotros en Collahuasi”.  

Distribuidora de las mascarillas

Adultos mayores: los primeros beneficiados

Con el apoyo de las juntas vecinales de las caletas, se realizó la primera entrega de 500 mascarillas el 15 de mayo, las que fueron distribuidas entre vecinos de la tercera edad. A partir de la segunda entrega, se distribuirán al resto de los habitantes del sector. El objetivo es que cada vecino disponga de 2 a 3 mascarillas reutilizables en el corto plazo.

image_pdfimage_print