Seremi de Tarapacá:

El seremi de salud de Tarapacá, Manuel Fernández, explicó a El Longino en qué consiste la estrategia TTA. Asimismo, compartió con nosotros un primer balance de la gestión de las residencias sanitarias, en relación a cómo romper los prejuicios culturales que pudieran obstaculizar su uso.

Isabel Frías

Periodista U.C.

“Tenemos una buena evaluación de la gestión de las residencias sanitarias, no obstante que esta Seremía está en una etapa muy inicial a cargo de su administración”. Así explica Manuel Fernández, Seremi de Salud de la región de Tarapacá al ser consultado sobre una gestión que, hasta hace muy pocas semanas, lideraba el Servicio de Salud de Iquique.

Tapizado de tareas y bajo un régimen de trabajo 24/7, la máxima autoridad sanitaria regional aceptó, con la mejor disposición dicho sea de paso, analizar los desafíos que enfrenta Tarapacá, una de las zonas que más preocupa a la autoridad central, debido al alto nivel de contagios que exhibe en los reportes diarios tanto del Minsal, en Santiago, como desde la Intendencia, en Iquique.

Manuel Fernández sostiene que han recogido una buena recepción por parte de los usuarios y, precisa, que “hemos tenido tal vez el menor número de reclamos” a nivel nacional.

Consultado por las reticencias y prejuicios que ciertos grupos de la población tienen con abandonar sus hogares para confinarse en una residencia, el profesional cuenta que “nuestro interés como Seremi de Salud es desarrollar el modelo de residencia sanitaria intercultural, no solo desde la perspectiva de los códigos visuales y estéticos, sino también incorporando algunas prácticas ancestrales, que son parte de la vida de los habitantes de las localidades del interior, como Colchane, Camiña, Cariquima, entre otras. Ellos tienen necesidades específicas y distintas a quienes viven en los grandes centros urbanos”, enfatiza.

¿ES OBLIGACIÓN CONFINARSE EN UNA RESIDENCIA?

Le preguntamos sobre la obligatoriedad de aceptar confinarse en una residencia, si una persona está contagiada con el virus SARS-coV-2 y tiene condiciones de vivienda que impiden el aislamiento.

Y el Seremi de Salud de Tarapacá no elude la respuesta: “No es lo ideal que una persona sea obligada a realizar aislamiento en una residencia. Lo óptimo es que el usuario acepte voluntariamente. Sin embargo –añade a renglón seguido– en los casos más extremos pudiera considerarse aplicar el peso de la ley y hacerlo obligatorio”.

Manuel Fernández detalla algunas situaciones que podrían ser ejemplos de estos casos excepcionales, los que considera “extremos”: Cuando ha habido incumplimiento de cuarentena, cuando personas notificadas como “covid positivo” han seguido circulando en el espacio público a pesar de la prohibición, cuando existe riesgo para el resto de las personas con las que convive el contagiado o cuando el enfermo se pone en riesgo a sí mismo.

“El código sanitario chileno le permite al Seremi de Salud generar una resolución para proteger un bien superior como es la salud de toda la población”.

LA ESTRATEGIA “TTA”

Otra tarea medular que tiene a su cargo el Seremi de Salud, Manuel Fernández, es la coordinación de la llamada Estrategia TTA, que se traduce como: “Testear, Trazar y Aislar de manera efectiva”. Ese trabajo la materializan junto a los equipos del Servicio de Salud Iquique (SSI) y los centros de Atención Primaria en Salud (APS).

“Es un amplio equipo que está trabajando en la búsqueda activa de casos COVID-19, con la realización de testeos masivos focalizados de PCR, en distintos puntos de Tarapacá”, indica.

Es así como se han efectuado, por ejemplo, operativos abiertos a la comunidad en el Terminal Agropecuario y en Mamiña. Allí, “las personas interesadas en aplicarse el test (PCR) que detecta el coronavirus, pudieron realizarse el examen en el mismo momento y de manera gratuita: En Mamiña se atendieron 42 personas, mientras que en el Agro se tomaron 37 PCR, los cuales se sumaron a los 165 test antes realizados en ese punto de abastecimiento”.

La razón de ejecutar el máximo de test posibles radica en que -por esa vía se detecta precozmente a quienes sean portadores del SARS-CoV-2. Y esto –junto con propiciar el aislamiento oportuno– también ofrece la posibilidad de facilitar la trazabilidad; es decir, se puede pesquisar a las personas que mantuvieron contacto con la persona contagiada”.

A fines de la semana pasada, nos confirma la autoridad regional, fueron “transferidos fondos a las distintas municipalidades para las tareas que implica esta estrategia TTA. En ese marco, nos hemos reunido con los equipos de salud de Iquique, para efectos de mejorar aún más este proceso de pesquisa de contagiados y de sus contactos. Porque esa es parte de la fórmula para aplanar la curva y detener la propagación de la pandemia en nuestra región”.

image_pdfimage_print