Vecinos y vecinas de la comuna se quejan de sobreprecios de productos esenciales en mercados y ferias de la ciudad. Consideran que los feriantes están abusando de la gente más vulnerable y las autoridades no hacen nada para controlar la situación.

Desde que se empezaron a aplicar las disposiciones de restricción sanitaria en la comuna, se inició una subida de los precios de los diferentes productos de primera necesidad, casi duplicando su valor inicial, agregaban los vecinos molestos que compraban durante la cuarentena total el fin de semana, en el sector de La Quebradilla. Bandejas de huevos que costaban 3 mil pesos, ahora están vendiéndose a 5 y 6 mil pesos, de igual manera los tomates y las frutas las subieron en un 50 por ciento más del valor que acostumbraban a comprar, aseveraron.

Indicaban que no era justo que existiera aprovechamiento en momentos que muchas familias han perdido su fuente laboral por causa de la pandemia del COVID-19.

Esta preocupación de los vecinos y vecinas de la comuna, también lo hizo saber el alcalde Patricio Ferreira entre las últimas declaraciones a diferentes medios de comunicación de la región y el país.

Este tiempo no es para especular y subir los precios esenciales que tanto necesitan las personas vulnerables de la comuna, como adultos mayores que perciben míseras pensiones y aquellos que han perdido el empleo debido al coronavirus, aseveró el jefe comunal.

Insistió que las autoridades de gobierno, el Ministerio Público son los responsables de atender este tipo de casos que atentan con los bolsillos de los más pobres.

Desde que comenzó la emergencia sanitaria no solo los productos alimenticios de primera necesidad han visto subir sus precios, sino también productos esenciales para prevenir el COVID-19 en farmacias y almacenes, además de valores de exámenes en clínicas, entre otros.

Al parecer, la manipulación de valores en un país que existe libertad de precios en un Estado de Excepción, goza de libre albedrío, ya que por ningún lado se ve que alguien les dé solución al problema de regular la venta de bienes esenciales, que obligadamente deben pagar los más desposeídos.

image_pdfimage_print