Bailes religiosos destacan gestión del municipio de Alto Hospicio en facilitarles el transporte hacia el poblado de La Tirana, además de colaborarles en la instalación de su campamento, entregándole agua, luz eléctrica y baños químicos para toda la familia peregrina.

Iniciativa que impulsó el alcalde Patricio Ferreira a través de su equipo municipal encabezado por Osvaldo Zenteno, administrador municipal, quien coordinó las acciones desde la comuna hasta el lugar determinado por los bailes. La actividad se enmarca también en alianza con el municipio de Pozo Almonte, encabezado por Richard Godoy. Se dispuso de camiones aljibes y buses para el traslado de los bailes religiosos, además de personal eléctrico.

“Le damos las gracias al alcalde Ferreira por colaborarnos con los buses en el traslado de las familias de bailarines a la fiesta de La Tirana, que por años asistimos. Somos un baile pequeño y llevamos más de 60 años danzándole a la virgencita”, indicó Nilda Vidal, presidenta del baile religioso “Gitanos Sagrado Corazón de Jesús de la Asociación Victoria-Alianza.

Asimismo, se refirió Félix González, representante de la “Diablada Reina de Chile” de Alto Hospicio, que entrega su devoción religiosa y testimonio de fe a través de la danza hace más de 14 años. Dijo que el aporte del municipio fue fundamental para habilitar el campamento. “Sus hombres y maquinarias nos permitieron resolver nuestras necesidades de contar con iluminación y preparar el terreno, en donde nos abastecieron con agua potable y habilitaron baños químicos”, aseveró.

Cabe destacar, que el municipio preocupado por las condiciones en que se trasladan e instalan tradicionalmente los diferentes bailes religiosos, durante este mes a La Tirana, brinda su aporte para que permanezcan en las mejores condiciones y puedan desarrollar sus actividades religiosas.