MARIO VERGARA

“Hoy día le estamos diciendo al Servicio de Salud de Iquique (SSI) algo que empezó en abril cuando se le alertó y no ha tenido la disposición para retroceder en sus medidas. Lo que estamos pidiendo es que se ampare en la ley en el estatuto administrativo que nos rige actualmente. Recién a días del mes de julio se inició una mesa de trabajo a solicitud de nosotros para solucionar el tema pero el SSI no quiere entender”.

Así lo señalaron representantes de 76 médicos rurales y urbanos que ayer iniciaron una paralización de actividad.

El doctor Carlos Montaña Galleguillos, médico general del Capitulo de Tarapacá en la Región de Tarapacá dijo que se trata de 76 médicos distribuidos a lo largo de la Región de Tarapacá tanto en centros urbanos como Iquique, Alto Hospicio con Centros de Atención Primaria, como en centros rurales en las comunas de Huara, Pozo Almonte, Pica, Camiña, Colchane y también de las caletas como San Marcos y Chanavayita.

“Desde abril de este año, el Servicio de Salud de Iquique, de manera unilateral ha suprimido ciertas condiciones y estímulos que están desde hace años y que son un incentivo para que médicos de otras regiones en el concurso que, anualmente, se hace para ingresar a la etapa de destinación, puedan llegar más médicos”.

El médico recordó que Iquique es parte de una región extrema que presenta ciertas características demográficas y geográficas que hace que se requiera a nivel nacional, más estímulos para tener más médicos en atención primaria.

“Estos estímulos existían y desde abril posterior al concurso que hizo que este año nos dotáramos de una gran cantidad de profesionales, el Servicio de Salud suprime estas condiciones y eso nos parece grave porque nosotros como médicos estamos a favor de una salud pública para entregar un acceso a una salud digna y equitativo a la salud. Nos parece que las medidas que toma el SSI las tomó de forma arbitraria y unilateral, atentan contra eso, porque además desincentiva a que otros médicos puedan venir a esta región”.

Asimismo, el galeno dijo que existen ciertas medidas reglamentaria y condiciones que, por ejemplo, hacen que médicos que están en las zonas rurales puedan estar allí con todo lo que implica estar ahí. Además que es un médico que está solo porque es el único facultativo, porque hay que estar viajando.

“Ese profesional tiene que residir en el lugar asignado y esas condiciones hacen que otros médicos opten por estar en esa condición rural; ciertas condiciones reglamentarias que están mediante resolución vigente y a las cuales el SSI no ha hecho caso de esa resolución y solo emite de forma unilateral su decisión”.

De acuerdo a lo señalado a este periódico, lo que buscan los médicos es que se restablezcan esas condiciones reglamentarias que rigen hoy en día el estatuto administrativo que permiten tener a los 76 médicos en esta región repartidos y distribuidos en la región y que esas normas se están desconociendo.

“Además que el Servicio de Salud no se está haciendo cargo de tener una rotación de urgencia en el Centro de Salud Familiar (Cesfam) Héctor Reyno de Alto Hospicio. Por lo tanto estas medidas que tomó (el SSI) afectan a los médicos rurales, pero también contra los médicos que hacen turno porque no permite que ellos sigan haciendo turnos; por lo tanto dejan a la población sin una rotativa de turnos, fija, y eso va en desmedro de todo lo que quiere la población y de lo que nosotros estamos peleando”.