Hoy se cumple el segundo día de paro nacional convocado por la Confederación de Funcionarios de la Salud Municipal, CONFUSAM, a la cual adhirieron los trabajadores de la Atención Primaria de la Salud, APS de Alto Hospicio.

Hecho que por ningún motivo ha causado un inconveniente en la atención de la comunidad, incluso ha despertado la simpatía y solidaridad de quienes llegan a los respectivos recintos de salud en busca de una atención.

“Apoyo su causa porque ellos igual están luchando por nosotros para tener una salud digna. Como adulto mayor tenemos muchas necesidades y en los centros de salud se hace evidente la falta de profesionales especialistas y mejor infraestructura”, aseguró Clara vecina del sector central de la comuna.

Además, como se está en pandemia, dijo que el personal de la APS, sigue trabajando como siempre lo ha hecho. “Ahora están en paro, pero igual nos están atendiendo en la entrega de medicamentos y otros servicios”, subrayó.

Por su parte, Margarita, vecina  del sector El Boro, también destacó el sacrificio que ha brindado el personal de salud municipal en sus diferentes funciones de atención a público,  “mientras algunas personas descansaban o literalmente dejaban de trabajar por la crisis sanitaria del COVID-19, ellos seguían desempeñando sus funciones”.

Por lo tanto, no entendía como las autoridades de gobierno no atendían sus demandas de entregarle más recursos para el sector que de alguna forma  beneficiaría a todos los habitantes de la comuna y del país.

“Respeto mucho su lucha y se agradece su voluntariedad en ayuda del prójimo, más ahora que están movilizados que con sus turnos éticos nos están brindando una atención y resolviendo nuestras necesidades”, enfatizó la vecina.

image_pdfimage_print