Muy contentos se mostraron los vecinos de la población Los Volcanes del sector La Pampa con el operativo de vacunación contra el COVID-19, que está realizando el Departamento de Salud Municipal en la junta vecinal del pasaje Volcán Villarrica con pasaje Volcán de Licancabur.

Elizabeth Guzmán, vecina del lugar, se sorprendió por lo rápido del proceso que le permitió colocarse la primera dosis. Sostuvo que fue indolora y mientras esperó los 30 minutos, tiempo establecido si se presenta una reacción adversa, no tuvo ningún problema.

Además, destacó la acción de las autoridades municipales y de Salud, que gestionaron la vacunación en terreno porque mucha gente no puede asistir a los otros vacunatorios que están retirados de sus hogares, a la vez que uno se siente más segura de no contagiarse al haber menor concentración de personas.

En tanto, Cristina Rivera, dijo que se sintió segura de acudir a la sede social a inmunizarse, todo muy expedito sin tanta aglomeración de gente, y que este punto de inoculación ayuda a que los otros vacunatorios no estén tan congestionados.

Es una excelente iniciativa que los servicios de Salud estén en los propios barrios protegiendo a la comunidad, por lo que la gente no debiera perderse esta oportunidad de vacunarse, afirmó.

Por su parte, Natalia Yañez relevó el operativo vacunatorio en terreno que beneficiaría a muchas personas que no tiene los medios para trasladarse a otros puntos de vacunación. Asimismo, invitó a colocarse la dosis que no causa ningún dolor, y con ello se estaría protegiendo la salud de todos y se ayudaría a que la enfermedad no siga expandiéndose.

Mario Herrera, quien se inmunizó con la primera dosis, consideró de muy bueno que los profesionales de la Salud municipal asistan a la comunidad en los barrios, ya que evitan que “nosotros acudamos a vacunatorios que están alejados y de mucha concurrencia de público, incluso favorecen a muchos vecinos que no pueden ir por no tener los recursos para movilizarse”.

Además, reiteró una invitación a las personas a vacunarse, a no tenerle miedo al “pinchazo” que no duele y todo es muy rápido.

También, el vecino Antonio Jara agregó que la medida es excelente para que los pobladores acudan a ponerse la vacuna. “Todo está cerca de nuestras casas, el proceso es rapidísimo y como no se aglomera mucha gente nos sentimos más seguros de no contagiarnos. En ese sentido, los vecinos y vecinas no debieran desaprovechar esta oportunidad que lo único que pretende es proteger su vida”, aseguró.

Por último, la pobladora Solange Ortiz, estaba contenta por la iniciativa que va en beneficio de las personas más vulnerables. “Es una excelente idea que no solo evita la aglomeración de gente en otros consultorios, sino también contribuye a que no se contagien, por lo tanto, recomiendo a las personas que acudan a la junta vecinal a ponerse la vacuna, sea la primera o segunda dosis, ya que la tasa de contagio está muy alta y esta inmunización ayuda a proteger la salud de las personas”, finalizó.

image_pdfimage_print