El director regional de la Corporación Nacional Forestal, presentó la acción legal en el Juzgado de Garantía de Pozo Almonte, por el siniestro que consumió vegetación de alto valor ecológico.

Una querella criminal contra quienes resulten responsables por el delito de incendio forestal, presentó el director regional de CONAF, Juan Ignacio Boudon, por el siniestro que afectó el día de ayer a la localidad de Tarapacá, comuna de Huara.

La acción interpuesta en el Juzgado de Garantía de Pozo Almonte, busca esclarecer y sancionar a él o los responsables del siniestro que consumió 0.5 hectareas que afecto 3 viviendas en donde al menos 6 personas quedaron damnificadas y un bombero con una lesión menor producto de la emergencia. Desde el punto de vista ambiental, se vieron afectadas las siguientes especies vegetacionales: Atriplex atacamentsis (cantidad indeterminada), Geoffroea decorticans (11 ejemplares), Schinus molle (01 ejemplar), Washingtonia filifera (02 ejemplares), Myoporum laetum (02 ejemplares), Equisetum giganteum (cantidad indeterminada, especie de gran valor ecológico perteneciente al DS Nº 68, Ministerio de Agricultura) y especies frutales.

Según constató personal de CONAF en el lugar, el fuego se inició en un sector próximo al poblado, contiguo a un corral de animales y, por los vientos presentes, avanzó consumiendo vegetación catalogada de alto valor ecológico y 3 viviendas. Finalmente el incendio se controló y  extinguió por bomberos  a medio día del día de ayer. Acudieron al llamado 7 compañias.

Sobre esta acción legal, el directivo explicó que la corporación interpuso la acción legal bajo la Ley de Bosques y el Decreto Supremo 276 de 1980 del Ministerio de Agricultura. Cabe mencionar que este último instrumento legal, regula el uso del fuego en faenas agrícolas y amplió su vigencia a toda la zona norte del país el año 2016 con el Decreto Supremo 34, estableciendo en nuestra región las quemas controladas, tal como sucede en el resto del país.