Licores, destilados, espumantes, cervezas, vino, pisco y otras bebidas alcohólicas fueron vaciados en contenedores de 1.900 litros de capacidad para llevarlos a una planta de Aguas del Altiplano para ser destruidos por orden de los tribunales.

MARIO VERGARA

Una intensa actividad se vivió la mañana de ayer en la Caja de Crédito Prendario (conocida como La Tía Rica) desde cuyas bodegas de almacenamiento fueron retirado gran cantidad de bebidas alcohólicas, cuyo líquido fue vaciado a  estanques desde los cuales fueron traspasadas a un camión aljibe de la Empresa Aguas del Altiplano.

Carlos Navarrete, gobernador provincial subrogante de Iquique encabezó la actividad, apoyado por medio centenar de funcionarios públicos que se sumaron al inusual operativo.

«En la Caja de Crédito Prendario, se almacenan todos los licores decomisados tanto en operativos en lugares clandestinos o que no tienen permiso para la venta de alcoholes. Estamos hablando sobre una cantidad de 8 mil litros de alcohol que será destruido. Estos decomisos son resultado de los operativos de seguridad ciudadana y se almacenan las dependencias de la Caja de Crédito Prendario, por orden de los juzgados de Policía Local. Este volumen de decomiso no se puede destruir inmediatamente porque se debe investigar y evaluar todo lo que significa el proceso en los juzgados de Policía Local. Después de aquello se procede a la destrucción. Esto último estaba programado para octubre pero por las contingencia social se desplazaron los tiempos hasta este sábado (ayer)» dijo Navarrete.

Agregó que además de destruir estos 8 mil litros de alcohol, hay una situación bien particular y es que todos los envases como el vidrio, el cartón y el plástico serán reciclados. «Entonces es la Empresa Recynor la que se hará cargo de los envases, lo que agradecemos. Igualmente agradecemos a la Empresa Aguas del Altiplano que nos facilitó los contenedores para acopiar las bebidas alcohólicas y el camión aljibe que recibirá la carga y la trasladará hasta una planta de tratamiento».

Explicó que, la cantidad de bebidas alcohólicas decomisadas, procede de las comunas de Iquique y Alto Hospicio de los controles de alcoholes realizadas durante el segundo semestre del año recién pasado. Las cervezas, destilados y espumantes y otros  productos que no tienen procedencia ni factura y que fueron decomisados en lugares donde no está permitida la venta de alcoholes.

La Tía Rica

En tanto, Maura Cortés Pérez, administradora de «La Tía Rica» explicó por qué esa entidad es la encargada de almacenar los decomisos.

«Nosotros estamos a cargo de esto, desde el inicio de la Reforma Procesal Penal  que tiene ver con todo lo que son los decomisos y el alcohol.  Por tanto nos corresponde almacenar los decomisos, mientras se determina qué pasará con la especie y su causa. Una vez que ese procedimiento finalice, la autoridad determina qué hacer. Contamos con la autoridad del Servicio Agrícola Ganadero (SAG) que nos indica si tenemos que destruir el decomiso cuando no se ha determinado la procedencia del alcohol. Para todo este proceso contamos con la colaboración de Aguas del Altiplano, también la Caja de Crédito Prendario, la Gobernación Provincial de Iquique. Aguas del Altiplano, además de facilitarnos los contenedores de líquidos en este caso el alcohol, el carro aljibe y llevarán el cargamento a la planta de tratamiento».

Junto con lo anterior, señaló que este procedimiento anual les ayuda mucho a desocupar las bodegas y una vez que termine este proceso continuarán recibiendo los decomisos de alcohol que realice Carabineros.

 RECYNOR

En tanto, Fabiola Ramírez, funcionaria de la Empresa RECYNOR explicó su participación en el operativo. «Nosotros hacemos el retiro de los envases de vidrio, las cajas de cartón donde vienen las botellas. El camión retira el vidrio y lo traslada a la planta donde se procesa antes de enviarlo a la planta de reciclaje en Santiago».

Asimismo señaló que la planta, mensualmente recuperar 50 toneladas de cartón, otros veinte mil kilos de Vidrio y diez toneladas de plástico.

La empresa da trabajo a una docena de personas que cumplen diferentes tareas como reducir el volumen del vidrio.

.

image_pdfimage_print