La dirigente vecinal Mary Contreras, junto a otras pobladoras del comité de vivienda “Altamirano”, dieron a conocer la notificación que le hizo entrega la Corporación Nacional de Desarrollo Indígena (CONADI) a los vecinos el lunes 19 de julio, para que hicieran abandono de los terrenos que les pertenecen.

Entre sus partes, el documento señala que se concedió en uso gratuito a CONADI el inmueble fiscal ubicado en el sector del Paso de La Mula, en que están levantadas las precarias viviendas, para el desarrollo de un proyecto no habitacional del Centro de interpretación patrimonial andino, que se está trabajando con el Instituto de Ciencia y Tecnología Andina (ICCYTA) y organizaciones indígenas de la región de Tarapacá.

Asimismo, indica que las personas que estén ubicadas en esos terrenos donde se conmemoran festividades tradicionales por parte de indígenas que residen en el área urbana de la región por más de 15 años, no podrán regularizar esos sitios por estar ya asignados a CONADI.

Finalmente, la carta que está firmada por el subdirector nacional de CONADI, Iquique, Eleodoro Moscoso, sostiene que a partir del lunes 19 de julio se inició obras de pretil  en el perímetro de dichos terrenos, y que se solicitará la restitución y desalojo ante la autoridad competente, con la finalidad de no afectar la ejecución del proyecto.

image_pdfimage_print