Durante el seminario de descentralización, organizado por la Universidad de Tarapacá, el senador Chahuán y el diputado Trisotti se reunieron con Rodolfo Arenas, presidente del sindicato N° 1 de trabajadores de la Empresa Trans Alto Hospicio Línea 3.

El senador por la región de Valparaíso, Francisco Chahuán, presidente de la comisión de Transporte y Telecomunicaciones de la cámara alta y el diputado por Tarapacá, Renzo Trisotti, se refirieron a la situación en materia de falta de contratos, arrendamiento de máquinas, entre otras irregularidades, que aquejan a cerca de 700 conductores de microbuses en las comunas de Iquique y Alto Hospicio.

Durante el seminario de descentralización, organizado por una universidad local, el senador Chahuán y el diputado Trisotti se reunieron con Rodolfo Arenas, presidente del sindicato N° 1 de trabajadores de la Empresa Trans Alto Hospicio Línea 3, para conversar en torno a estas materias, situación que fue denunciada por el gremialista ante la comisión del senado, en la última reunión sostenida el pasado 11 de septiembre.

OFICIOS

En cuanto a los antecedentes entregados por el dirigente Arenas en septiembre pasado, el presidente de la comisión de Transporte y Telecomunicaciones sostuvo ya oficiaron a la seremi de Transporte, de Trabajo y a la dirección del Trabajo de Tarapacá, para saber si existían denuncias sobre este tema.

En ese sentido el senador Chahuán agregó “a partir de los antecedentes que nos entregaron, solicitamos los oficios pertinentes. Esperamos que esos oficios lleguen en los próximos días y también conversamos con la ministra y el subsecretario de Transporte, para los efectos que se clarifique la relación que existe entre los concesionarios y los conductores de la locomoción colectiva. Debido a que claramente acá no puede haber arrendamiento, sino que acá tiene que haber una relación contractual laboral, entre los conductores y los operadores de los distintos trazados”, indicó el parlamentario. 


Rodolfo Arenas, junto al senador Francisco Chahuán

PROBLEMAS

“Hoy día tenemos un problema de fondo en nuestra región de Tarapacá en materias de transporte. Hemos tenido un desarrollo anormal y desordenado de nuestro transporte que es muy diferente al resto del país. Los distintos gobiernos han estado anunciando una serie de cambios y modernizaciones que definitivamente no han llegado, junto a temas que están pendientes principalmente con los conductores del transporte público” sostuvo el parlamentario.

Respecto a la labor realizada en conjunto con el gremio de choferes para darle una solución a la petición de los conductores, el diputado UDI, sostuvo “he trabajado con ellos y los he ayudado a buscar soluciones. Desde la estabilidad laboral, la necesidad de que cuenten como cualquier otro chileno, con un contrato de trabajo que les permita poder tener una previsión, una salud y que no tengan que andar haciendo lotas para poder financiar los problemas que les generan a algunos de sus familiares”, concluyó.

image_pdfimage_print